Alerta en Europa por la venta masiva de dos fármacos falsos para adelgazar

Dos medicamentos recomendados por ‘influencers’ para perder peso y cuyo suministro está restringido en Europa, están siendo comercializados en mezclas potencialmente peligrosas que pueden poner en riesgo la salud y la vida de las personas, reportó Politico. 

En Francia, muchos pacientes están presentando recetas falsas para intentar conseguir los medicamentos —el Ozempic para la diabetes y el adelgazante Wegovy o el componente activo de ambos, que es la semaglutida.

Mientras tanto, balnearios han estado vendiendo el fármaco sin necesidad de receta, pese a tratarse de un acto ilegal y de ser un producto potencialmente falso. 

Al mismo tiempo, ‘influencers’ en diferentes redes sociales como TikTok y X (antes Twitter) comenzaron a promocionar el fármaco, tanto revendiendo el medicamento adquirido bajo receta o con instrucciones para prepararlo en casa.

Regulaciones

La Agencia Europea de Medicamentos (EMA, por sus siglas en inglés), ha declarado que no se hace responsable por las inyecciones falsas que farmacéuticas o laboratorios fraudulentos venden en línea. 

“El tratamiento de los medicamentos falsificados o adulterados es competencia de las fuerzas de seguridad y queda fuera del ámbito de responsabilidades de la EMA”, aseguró la entidad a Politico. 

Además, los medicamentos que componen la semaglutida solo se venden bajo receta médica, por lo que su alta demanda ha llevado a que su fabricante, Novo Nordisk, limite el acceso de los productos, mientras que algunos países están restringiendo la receta a pacientes realmente necesitados.

Por su parte, la profesora de la Facultad de Farmacia del University College de Londres, Oksana Pyzik, recomendó implantar normas más estrictas para personas y empresas en redes sociales que venden medicamentos.  

“La falsificación de medicamentos es una industria que mueve 200.000 millones de dólares. En muchos sentidos, es el delito perfecto, con grandes recompensas y pocos riesgos/penalizaciones”, dijo al medio Pyzik. “Esto no es como comprar muebles en Amazon; los medicamentos con receta falsos e inseguros pueden matar”, advirtió. 

Deja un comentario